COMARCA.- Concentraciones en pueblos de la zona para reivindicar una mejor gestión de los montes

Pueblos
Tipografía
  • Más pequeño Pequeño Mediano Grande Más grande
  • Predeterminado Helvetica Segoe Georgia Times

Una iniciativa a través de la Coordinadora 87 Razones y más


La Coordinadora “87 razones y más” y distintas asociaciones de la comarca de Calatayud a través del grupo de trabajo “Incendio Comarca”, han organizado una serie de concentraciones para reivindicar una mejor gestión de los montes que impida el devastador de incendios y que no caiga en el olvido lo que sucedía recientemente en esta comarca.
Las manifestaciones y fechas:

  • Alhama de Aragón, 15 de agosto 13.00 horas Plaza Mayor
  • Embid de Ariza, 14 de agosto, 12.00 horas Plaza Mayor
  • Moros, 14 de agosto, 13.20, Ayuntamiento
  • Bordalba, 12 de agosto, 20.30, Plaza Mayor
  • Torrijo, 13 de agosto, 13.00 horas, Plaza
  • Purroy, 14 de agosto, 13.00 horas, Plaza
  • Paracuellos de la Ribera, 12 de agosto, 10.30, Plaza de España
  • Codos, 13 de agosto, 12.00 horas, Plaza Nueva
  • Ariza, 13 de agosto, 12.00, Plaza Hortal
  • Calatayud, 12 de agosto, 13.00 horas, Plaza de España
  • Bubierca, 13 de agosto, 13.30, Plaza de la Iglesia
  • Inogés, 14 de agosto, 12.30 horas, Plaza de España
  • Sabiñán, 12 de agosto, 21.30 horas, Plaza de España
  • Pozuel de Ariza, 14 de agosto, 11 horas, Plaza
  • Cetina, 14 de agosto, 11.00 horas, Plaza de la Villa
  • Villalengua, 13 de agosto, 12.00 horas, Plaza Mayor
  • Ateca, 13 de agosto, 20.00 horas, Plaza de España
  • Embid de la Ribera, 14 de agosto, 12.00 horas Plaza





MANIFIESTO EN DEFENSA DE UNA BUENA GESTIÓN DE NUESTROS MONTES Sierra de la Culebra (Zamora), 30.000 hectáreas; A Pobra do Brollón (Lugo), 13.000 hectáreas; Las Hurdes (Extremadura), 6.200 hectáreas; Sierra Bermeja (Almería), 10.000 hectáreas; Parque Nacional del Teide, 1.200 hectáreas... Incendio de Bubierca-Ateca, 14.000 hectáreas. También nos tocó a nosotros. Más de 222.000 mil hectáreas calcinadas por los incendios este verano en España. El peor verano del siglo XXI. Lenguas de fuego arrasando montes, casas, vecinos desalojados... Y también nos tocó a nosotros. A Moros, Villalengua, Villarroya de la Sierra, Terrer, Ateca, Bubierca, Castejón de las Armas, Alhama de Aragón, Contamina, Cetina y Embid de Ariza. A nuestros pinos, carrascas y choperas; a los corzos y jabalíes; a los gorriones, alimoches y halcones... Al paisaje de nuestras vidas. Kilómetros y kilómetros de ceniza, de tierra inerte coronada por los esqueletos de los pinos. Una imagen que nos da tristeza y rabia por igual.
Este terrible incendio nos ha dejado el corazón y el futuro de la comarca negros. Nuestros agricultores han visto con impotencia cómo las llamas se llevaban el trabajo de sus vidas. En muchos casos, para siempre.
Porque en la ‘España despoblada’ ya sabemos que eso del relevo generacional en el campo se ha convertido en utopía. La rica vega del Manubles, con sus perales, manzanos, melocotoneros, cerezos... Todo arrasado junto a una millonaria infraestructura de riego que costará mucho tiempo y dinero recuperar. Pero, ¿para quién? ¿Aguantarán los agricultores, muchos a las puertas de la jubilación, al menos media década para ver de nuevo crecer las raíces de sus árboles? Necesitan, necesitamos, que las ayudas prometidas lleguen pronto y tengan en cuenta no sólo las pérdidas de la cosecha actual, también el fruto perdido durante muchos años.
Las explotaciones ganaderas, nuestras ovejas, se han quedado sin tierra en la que pastar y, en algunos casos, sin parideras de verano. Ovejas y animales que se encuentran en plena época de crianza. Hay que ayudar a estos ganaderos que tendrán que alimentar a sus animales con piensos en lulgar de pastos.
Nos tocó a nosotros. Y nos tocará luchar para levantar el ánimo de los pueblos, para que nadie se olvide de que esta tierra era verde y con vida.
Nos tocará luchar para que no caiga en el olvido y depurar responsabilidades. Desde ‘Land Life’, cuyos trabajos originaron el terrible y devastador incendio, pasando por la empresa privada que contrató sus trabajos hasta el Gobierno de Aragón, que bajo el paraguas de la recomendación se lava las manos y la imagen.
Tenemos la responsabilidad de que el incendio de Bubierca-Ateca y el terrible verano que atraviesa nuestro país, que promete ser la antesala de muchos otros, suponga un antes y un después. Los gobiernos, central y autonómico, tienen que legislar para nuestros pueblos. Tienen que prohibir cualquier actividad, al margen de las agrícolas, que pueda suponer un peligro para nuestros montes, nuestra economía y nuestras vidas. ¡Se tiene que hacer una auténtica gestión forestal! Hay que contratar cuadrillas forestales profesionales que trabajen en el monte durante todo el año.
Quién sabe si las elecciones de 2023 se presentan como una buena oportunidad para despertar a nuestros políticos del letargo y que alguien haga algo.
Y GRACIAS. Gracias a los bomberos forestales, bomberos urbanos, BRIFs, Agentes de Protección de la Naturaleza, retenes forestales, helitransportadas, Unidad Militar de Emergencias, Guardia Civil y otras entidades como voluntarios de Protección Civil o Cruz Roja... En definitiva, a todos los que han ayudado a extinguir este incendio. Y GRACIAS a los pueblos vecinos de Nuévalos, Ibdes, Godojos, Calatayud,
Jaraba o Cetina por acogernos durante el desalojo de nuestros pueblos.
Juntos hemos demostrado que se puede hacer ‘comunidad’ en uno de los momentos más difíciles.
Ante una gran pérdida, las personas pasamos por varias fases:
negación, tristeza, rabia y aceptación. Todos nos hemos sentido así con este injusto incendio. Ahora todos tenemos que arrimar el hombro para seguir adelante. Tenemos una tierra preciosa por la que luchar. Unámonos todos
los pueblos para que este difícil trance sea más llevadero. Participemos en las actividades culturales y solidarias para ayudarnos, para visibilizar nuestra lucha y nuestras reivindicaciones.
¡Porque JUNTOS REBROTAREMOS!!

CABOLAFUENTE
Sisamon
Ibdes
Torralba de Ribota
CODOS
TORRIJO DE LA CAÑADA
publicidad
publicidad
publicidad